Animales

Por qué mi gato muerde los cables

Pin
Send
Share
Send
Send


Por Tomada de la Red

Cómo evitar que mi gato muerda los cables

Es un hecho. Cuando a los gatitos les están saliendo los dientes definitivos lo muerden absolutamente todo, incluso aquello que no deben. Pero además, una vez adultos pueden continuar haciéndolo. A ellos les encanta jugar con todo aquello que se pueda mover y/o coger, así que los cordones de los zapatos, la lana, y un largo etcétera se convertirán en los juguetes para tus peludos.

Sin embargo, hay que tener especial cuidado con unos objetos. Hoy te voy a contar cómo evitar que mi gato muerda los cables.

Si el gato muerde un cable y éste está conectado al circuito eléctrico, su vida correría un gran riesgo. Él, por supuesto, no tiene cómo saberlo, así que nos corresponde a nosotros protegerle. Afortunadamente, hay varias cosas que podemos hacer, y son las siguientes:

Repelentes de gatos
En tiendas de animales encontrarás productos repelentes de gatos. Son muy útiles cuando se quiere evitar que muerdan los cables. Sólo tienes que pulverizar la pared, el suelo, y si lo hubiera, también el mueble. Así, el animal no se acercará a esa zona, y no tendrás que mantener la habitación cerrada.

Los cables, ocultos
Otra cosa que podemos y debemos hacer es mantener los cables ocultos. Es importante que estén en un sitio donde el peludo no pueda acceder de ningún modo. No podemos olvidar que son muy flexibles, y que si quieren algo… irán a por él. Así, para asegurarnos de que no va a correr peligro sujetaremos el cableado eléctrico a la pared con cinta adhesiva o, mejor aún: con silicona.

Siempre que se pueda, es preferible utilizar tecnología inalámbrica. De esta manera, se evitará tener cables por en medio. Y, por cierto, cuando vayas a usar por ejemplo la plancha, es muy recomendable que dejes al animal fuera de la habitación, especialmente si le encanta jugar con los cables.

El cable, ese juguete tan atractivo…

Es así. El cable es largo, delgado, pesa muy poco y tiene la resistencia perfecta para calmar la molestia que causan unos dientes en desarrollo. Es, en este aspecto, muy similar a las cuerdas, sólo que éstas se pueden romper con facilidad (y, cierto, no son peligrosas). El gatito disfruta mordiendo todo lo que encuentra, pues no se trata sólo de morder y ya está, sino también de explorar su territorio que es algo que hace todos los días.

Podríamos pensar que llegará un momento en el que ya sabrá dónde está cada cosa, pero el gato no es así. El gato cuando crezca continuará explorándolo todo, y eso significa que si hay un cable nuevo lo irá a, como mínimo, olisquear.

…y peligroso

Del mismo modo que no dejamos que los niños pequeños se acerquen a los enchufes, tampoco hay que dejar que los gatos se acerquen a éstos ni a los cables. El peligro es real. Si muerde un cable que está enchufado, se electrocutará y su vida podría correr un serio peligro. Por ello, hay que tomar las medidas necesarias para que esto no ocurra. ¿Cuáles son esas medidas? Las siguientes:

  • Mantén ocultos los cables por detrás de los muebles.
  • Proteger los cables con tubos de PVC.
  • Desenchufar, a ser posible todos, los cables de la casa cuando no estéis y cuando durmáis.
  • Juega con tu gato a diario, 2-3 veces al día durante 5-10 minutos. Un gato cansado es un gato feliz que no tendrá tantas ganas de morder los cables.

Protege a tu gato de los cables para evitar problemas.

Qué hacer para que tu gato no muerda cables

Lo primero y primordial es que eches un buen vistazo por toda tu casa, e identifiques todos los puntos de riesgo eléctrico.

Debes tener especial cuidado y prestar especial atención a cualquier objeto que esté a la altura de tu gatito y aquellos que estén también sobre superficies a las que pueda saltar. No está de más decir y recordar que los felinos son ninjas saltarines y llegan a casi cualquier sitio.

Tener muchísimo cuidado con:

  • Cables de ordenadores, de Internet o la impresora.
  • Cables de uso temporal, como podrían ser algún ventilador, algún secador, etc.
  • Cables que no están a tu alcance pero sí para tu gato, los felinos llegan y caben en cualquier sitio, así que dedica el tiempo necesario para revisar el cableado de todas las zonas que se suponen inaccesibles.
  • Especial precaución con los extremos en los que se une al conector o al aparato eléctrico. por muy protegidos que estén, los tramos finales no están totalmente cubiertos.

No tengas muchos aparatos conectados a una sola toma. No sólo por evitar sobrecargas, y que la vida de tu felino corra peligro, sino para que no haya ningún accidente.

Mantén el extremo del cable del aparato cerca de la toma, para evitar que puedas tropezarte, y sobre todo que tu gato vea los cables como un verdadero parque de juegos. Es una imagen demasiado sugerente y atractiva para él. Ni se te ocurra que un cable esté muy tirante y quede flotando por ninguna habitación, porque seguro que tu amigo felino saltará para colgarse del juguete.

Desconecta los aparatos eléctricos que no uses a menudo y mejor guárdalos en un sitio que no esté accesible para tu felino. No tiene sentido exponer dispositivos que no estás usando al polvo y el desgaste cuando pueden estar bien guardados sin ser un peligro potencial para tu gato

Si lo ves necesario tras revisar toda tu casa, redistribuye los muebles para que los cables y las regletas queden bien ocultas y recogidas y por supuesto, fuera de la vista y el alcance de tu gatito.

Los gatos son muy pero que muy flexibles y caben casi por cualquier hueco. Dedica todo el tiempo posible a bloquear espacios que encuentres tras estanterías, mesas, etc. Para procurar que tu gato no vea los cables y no se le ocurra morderlos.

Cuando vayas a usar algún electrodoméstico de manera puntual como es el caso de la plancha, la aspiradora o cualquier otro, intenta que tu gato no esté cerca mientras los mueves o usas, lo mejor es evitar riesgos y tentaciones.

Cómo proteger los cables

Debes proteger los cables, las clavijas y las tomas de corriente. Existen muchas formas de hacerlo, entre otras:

  • Usar cintas de papel de estaño, de doble clara, aislantes, cartón o clips para fijar los cables que queden sueltos y cubrirlos.
  • Impregna los cables de alguna sustancia que desagrade a tu gato( cítricos, vinagre, pimienta, etc). Procura que se seque antes de volver a conectarlos. No uses nada que sea salado, porque atraerá a tu felino.
  • Existen productos concretos como la marca Chewsafe para cubrir los cables, con esencias cítricas que harán que tu felino no desee morder cables.

Mantén distraído y activo a tu gato

Si tu gato tiene tendencia a buscar y jugar con los cables, y es muy pillo encontrándolos. Ponte manos a la obra para que tu peque esté bien distraído con otras cosas, como:

  • Catnip, de sobras es conocida la fascinación por la hierba gatera, les gusta el olor y les viene bien morderla.
  • Juguetes para gatos, o improvisados, no olvidemos el poder de las cajas de cartón para que tu minino se vuelva loco de alegría.
  • Y lo más importante, pasa tiempo con él, cada vez que intente coger un cable, intenta disuadirle haciendo que otra cosa sea más atractiva.

Como dueño o humano que comparte piso con gatos debes ser responsable. Presta atención a esos pequeños detalles que pueden poner en riesgo la vida de tu compañero peludo.

Si te ha gustado este post, di miau y difunde en Twitter , Facebook , G+ , e Instagram, porque somos muchos los que amamos los animales y queremos darle los mejores cuidados y atenciones.

¿Por qué los gatos muerden los cables?

Aunque parezca que tu gato tiene una obsesión con los cables de la casa, el gusto no es solo por este elemento. ¿Qué sucede? Cuando los gatos comienzan la dentición mastican cualquier cosa que se les pasa por la vistan y más aún si esto cuelga y se balancea de algún lugar, porque además se convierte en un juego.

La mayoría de los gatos superan este comportamiento problemático a partir de su segundo año. Sin embargo, si no se elimina por completo en esta etapa de vida, puede llegar a convertirse en un hábito obsesivo. Hay que mantener al gatito y al hogar seguros. Masticar un cable eléctrico enchufado puede quemar la lengua de tu gato, quebrarle los dientes, electrocutarlo y hacerle un daño interno e incluso causarle la muerte (dependiendo de la intensidad).

Si tu gato es adulto y continúa con este comportamiento a pesar de que ha dejado la etapa de dentición muy atrás, puede que tenga que ver con el factor aburrimiento. Los gatos, aunque caseros, necesitan de mucha actividad y juego. Si tu gato se vuelve loco con los cables y no solo juega con ellos de forma delicada sino que los mastica y rompe, podrías ayudar a corregirlo y desviar su atención distrayéndolo con juguetes que simulen diversión y reto, apoyándolo con la interacción con su familia humana. Por ejemplo, las cajas simples, las sábanas, telas y los animalitos de tela, les encantan a los gatos. Para más información, no te pierdas nuestro artículo sobre los juguetes más divertidos para gatos.

Mejor que se mantenga alejado de los cables

Con seguridad, tienes todos los ingredientes en casa para realizar las siguientes pociones mágicas que lograrán alejar a tu gato de los cables, sencillas y potentes. Si no, puedes comprarlas en cualquier tienda o supermercado. Para saber cómo evitar que tu gato muerda los cables, toma nota de la siguiente receta:

  • Mezcla 1 cucharada de vaselina con 2 cucharaditas de zumo de limón bien ácido y 1 cucharada de pimienta roja molida.

Esparce esta mezcla por todos los cables eléctricos que se exponen en tu casa. Aunque los felinos se sienten atraídos por los olores, odian el sabor de un limón bien agrio y el picor de una pimienta fuerte (los animales de sangre caliente los evitan). La vaselina actúa como un adherente de la mezcla al cable y ayuda a mantenerla compacta.

Aunque visualmente no sea muy agradable, mientras te encuentres en el proceso de eliminar este comportamiento en tu gato, envuelve los cables en papel aluminio, cinta de doble cara (las de color gris-plata), o con el plástico llamado "abrigo de burbujas" que se usa para embalar y que, generalmente, a los gatos no les gusta por el sonido y el efecto que causan al reventar las bolitas.

Hogar a prueba de cables y gatos

Como siempre, en ExpertoAnimal, recomendamos la prevención. Y aunque sabemos que, prácticamente, en todos los hogares del mundo los cables eléctricos tienden a colgar, es muy importante hacer todo lo posible para que esto no ocurra, en especial, si tienes animales y niños. Asegúrate de que tu hogar es seguro para tu mascota y tu familia.

Primero, guarda todos los controles de consolas de juegos de vídeo, intenta usar auriculares inalámbricos y bloquea los espacios de tu casa donde puede existir algún interés por parte de tu gato. Segundo, cualquier cable debe ser envuelto firmemente y escondido detrás de los muebles. Puedes apoyarte en los típicos lazos metálicos de las bolsas de pan para hacer que los cables sean más cortos y evitar que largas extenciones queden colgadas (eso les llama mucho la atención). Evita a toda costa los efectos serpiente y péndulo, puedes evitar estas tentaciones, utilizando un poco de cinta adhesiva para sacar los cables del camino y pegarlos a la pared.

Sigue todos nuestros consejos para evitar que tu gato muerda los cables y verás como, poco a poco, dejará de lado esta práctica que tanto daño puede causar, tanto al animal como al hogar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Consejos para evitar que mi gato muerda los cables, te recomendamos que entres en nuestra sección de Problemas del comportamiento.

Pin
Send
Share
Send
Send